Qué ver en Corbalán

¿Estás preparando una escapada y no sabes qué ver en Corbalán? En Ruralka te proponemos varias actividades para hacer en esta localidad y por los alrededores y el mejor alojamiento donde dormir. ¡Te encantará!

1. Historia de Corbalán
Aunque los orígenes de Corbalán son inciertos, se afirma que se remontan al siglo XV, en el que se debió producir el traslado de la población desde Corbalán viejo al actual casco urbano. Las causas son desconocidas pero si que hay constancia de que al poco tiempo (en 1593) se erigió la iglesia parroquial de San Pedro. Corbalán fue un pueblo dedicado a la agricultura, ganadería y a una subindustría que debió ser muy floreciente, el abastecimiento de leñas a Teruel. Hay un dicho que dice "Corbalán, mucha leña y poco pan", esta frase refleja perfectamente las penurias en las que debieron vivir en aquel entonces.
En el siglo XX se realizó la fuente baja y la instalación del molino harinero. 
Además, Corbalán fue uno de los escenarios en los que se combatió en la Guerra Civil en la famosa "Batalla de Teruel", quedando vestigios todavía de esta batalla en diversos lugares del municipio, como el interior de la iglesia y la ermita de la Virgen del Castillo. También se dice que en Corbalán desde el paraje "La Cuesta" se bombardeó la ciudad de Teruel y una de las bombas cayó en el "Torico".
A partir de los años 60 la modernización y el rápido desarrollo económico español supone una transformación brutal en el pueblo. Aunque perdieron población al irse muchos de sus habitantes partieron a grandes ciudades a trabajar (Valencia, Barcelona y en menor medida Zaragoza o Madrid), a la vez se mejoró la calidad de vida por la instalación de agua corriente, pavimentación de las calles, mejora el alumbrado público, las instalaciones municipales... Actualmente, aunque Corbalán tiene pocos habitantes, con el buen tiempo regresan al pueblo jubilados y las casas se restauran y se usan para la segunda residencia de los fines de semana y vacaciones.

2. Qué ver en Corbalán y alrededores
  • Patrimonio natural: la situación de Corbalán a elevada altitud repercute en que el paisaje sea rico y variado. Destaca sobre todo el pinar (el pino negral y el pino albar), la sabina, enebro, espino, piorno, agracejo, rosal, aliaga, tomillo, espliego, etc.
  • Iglesia Parroquial San Pedro: edificio gótico renacentista construido en mampostería de 1593.
  • Ermita del siglo XVIII situada a un kilómetro del casco urbano, cuenta con una nave de tres tramos. Se cubre con bóveda de medio cañón con lunetos. Tiene pórtico a los pies.
  • Ayuntamiento: restaurado y construido en piedra arenisca.
  • Casa Grande de Escriche: también llamada palacio del Barón de Escriche, ejercía de capital del municipio. 
  • Castillo: solo se conserva un muro con parte de una torre rectangular de los siglo XIII o XIV.
  • Patrimonio agroalimentario: donde destaca el Jamón de Teruel (con La Denominación de Origen Jamón de Teruel) y el Ternasco de Aragón (carne de cordero certificada por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Ternasco de Aragón procedente de tres razas autóctonas -Rasa Aragonesa, Roya Bilbilitana y Ojinegra de Teruel-).
3. Qué hacer en Corbalán:
  • Rutas de senderismo en Corbalán: Cabigordo, Baronía de Escriche, Alfambra, etc.
  • Spa privado o masaje relajante en Un sueño en la baronía
  • Curso de conducción 4x4.
  • Actividades para niños en Un sueño en la baronía: Pista de pádel, futbito y baloncesto (todo a 150 m. de nuestra casa), merendero con barbacoas y mesas a la sombra y parque infantil para los más pequeños.
Y además, te recomendamos el mejor alojamiento para dormir en Corbalán: